972 102 616 info@s-ie.cat

Transforma tu negocio minorista gracias a la tecnología

La tendencia de los negocios en los últimos años es automatizar el máximo número de procesos e incorporar la tecnología para facilitar las funciones. Esto es muy común en las grandes empresas pero no en las pequeñas empresas o comercios minoristas.

Es necesario adaptarse a las nuevas tendencias y a aquello que el cliente pide. Hoy en día los usuarios pueden comprar desde cualquier momento y lugar y esperan que la experiencia de compra sea buena sin importar las circunstancias en que se realice. Los comercios minoristas deben adaptarse y evolucionar a la par que sus clientes para seguir siendo relevantes.

Usos de los dispositivos tecnológicos en el sector del retail

Los dispositivos tecnológicos pueden llevar a cabo muchas funciones, estas son algunas de ellas:

– Registro de cupones y regalos

– Soluciones de impresión de tarjetas

– Gestión de inventario y comercialización

– Comunicación del personal

– Gestión de infraestructura de redes y dispositivos

– Soluciones en el punto de venta

Gestión y entrega de flotas

– Ventas de campo

– Entrega directa en tienda

Ventajas

Las pequeñas empresas y comercios minoristas necesitan, en primer lugar, crear un entorno basado en datos en tiempo real. El acceso a esta información es necesaria para diferenciar su negocio del resto, ya que la experiencia del cliente será distinta y mejor al poder entender y tomar decisiones.

Los diseños de los dispositivos se adaptan a las funciones a realizar para poder hacer el trabajo sin impedimentos y de la manera más eficiente. De esta manera, se conseguirá fidelizar a los clientes gracias a una buena atención y asesoramiento. Los dispositivos permiten hacer múltiples funciones, entre ellas las más utilizadas son: búsqueda de productos, gestión de inventario, cumplimiento de pedidos hasta el punto de venta, etc. 

El hecho de tener mayores conocimientos sobre los consumidores y sus métodos de compra significa una mejor acción y mejores resultados. Con las aplicaciones personalizables y herramientas de desarrollo se pueden crear soluciones integrales específicas para cada caso concreto.

Desafíos a los que afrontarse

Las pequeñas empresas se encuentran en una situación un tanto peculiar en comparación a las grandes empresas, por lo que tienen que hacer frente a varios desafíos que se pueden encontrar al querer incorporar la tecnología en su día a día. 

– Recursos insuficientes.

– Necesidad de visibilidad en tiempo real del inventario en todos los canales de venta.

– Cumplir con los plazos de los pedidos a través de los múltiples canales.

– Una mayor visibilidad de las ofertas aumenta la presión sobre los precios y los márgenes, haciendo que el mercado sea cada vez más competitivo.

– Mantener la lealtad del cliente.

– Transformación de las tiendas físicas para brindar servicios más innovadores.

– Desarrollar aplicaciones para captar clientes conectados.

– Personalizar la experiencia del cliente mientras se protege contra violaciones de seguridad.

– Largas colas que llevan a la insatisfacción del cliente.

– Captación de personal y rotación frecuente.

 

Tendencias del sector

Como todos los sectores, el del retail también está experimentando cambios y utilizando cada vez más la tecnología. Alguno de los ejemplos más extendidos es el uso de las redes sociales, que están teniendo un fuerte impacto en el sector minorista y puede ser el primer paso hacia la digitalización del negocio. Las redes sociales no se utilizan solamente para mostrar el catálogo de productos, sino que también se realizan ventas online. 

Los minoristas también están empezando a utilizar la informática en la nube y a analizar la big data que disponen para extraer todos los datos del consumidor, creados a través de los puntos de contacto del cliente, tanto en línea como en tienda, y así poder crear experiencias más personalizadas. Además, el personal de la tienda debe estar informado y comprometido con todo este proceso. 

Otra de las tendencias del sector es adoptar un enfoque omnicanal y así garantizar una experiencia del cliente uniforme y completa en todos los puntos de contacto de los que disponen. Las tiendas físicas ahora son vistas como experiencias de marca donde vivir aquello que se ha visto por redes u otros canales. 

Por último, pero no menos importante, se están creando también tiendas móviles como el personal móvil o el POS móvil, entre otros. Otro de los recursos que se están implantando es el etiquetado RFID para gestionar el inventario y reducir las mermas.

Te recomendamos...

Para el sector del retail recomendamos los terminales de mano Honeywell CT30 XP y el Zebra TC53/58.

El CT30 XP de Honeywell ha sido desarrollado especialmente para el sector minorista. Su diseño ergonómico y similar a un teléfono móvil facilita mucho su uso. Además, cuenta también con el potente software de los dispositivos Honeywell.

Los terminales de Zebra TC53 y TC58 son la nueva generación de terminales móviles de Zebra. Incorporan las últimas tecnologías inalámbricas, pantalla de alta calidad, cámara de 16MP, entre otros.

22 de julio de 2022